Imma Pérez

Me encantan las personas, los retos, la corresponsabilidad. Cambiar las cosas en la medida de lo posible ya que creo firmemente en la responsabilidad social como estrategia empresarial y como elemento de competitividad.

  • Inicio
    Inicio Aquí es donde puedes encontrar todas las publicaciones del blog.
  • Categorías
    Categorías Muestra una lista de categorías de este blog.
  • Etiquetas
    Etiquetas Muestra una lista de etiquetas que se han utilizado en el blog.
  • Bloggers
    Bloggers Busca a tu blogger preferido.
  • Blogs de Equipo
    Blogs de Equipo Busca tu equipo de blog preferido aquí.
  • Acceder
    Login Tu cuenta

¿Medir o no medir la RSC ? That is the question!

Publicado por en
  • Tamaño de fuente: Mayor Menor
  • Visitas: 1975
  • 2 Comentarios
  • Suscribirse a las actualizaciones
  • Imprimir

La RSC, que entró de puntillas en las empresas hace algunos años,ha llegado para quedarse.

Ya se ha hablado muchas veces en medios de la “equivocación” de las empresas por enfocar su actividad de RSC bien de manera oportunista o con un toque paternalista (sin mala intención) pero por no formar parte de las prioridades empresariales suele eliminarse más pronto o más tarde.

Vamos evolucionando. Por fin se está normalizando el hecho  de que la RSC es un elemento estratégico e intrínseco de una organización que mira al futuro, competitiva, de base sólida,que no teme experimentar y dialogar con el entorno. Hasta aquí bien, estamos de acuerdo.

¿Por qué se habla tanto de medición de la RSC? ¿Es un elemento realmente útil para la organización o más bien nos bloquea, ralentiza y burocratiza la compañía?

Creo que es  imprescindible. Pero hay que hacerlo bien, con un enfoque muy práctico y fácilmente “comprensible” por todas los grupos de interés.

Las  ventajas son evidentes  pero no caigamos en la trampa de medir solamente el impacto económico  o no habremos entendido la esencia de la RSC: mejorar todos los agentes del entorno (incluida nuestra organización) de manera ética y sustentable con un objetivo a medio y largo plazo, si queremos seguir existiendo en el futuro como empresa.

Creo que aquí tenemos que trabajar 3 vértices que conectados entre si inciden con:

1.      IMPACTO SOCIAL (en el entorno) 

La reflexión es clara ¿A qué grupos de interés con los que tenemos relación ofrece una mejora? ¿Cuántas personas se benefician?  ¿De qué manera? ¿Durante cuánto tiempo? ¿Es algo temporal o perdurable en el tiempo?

La Escuela de negocios EADA  mide en clave de mejora de competencias .  Las instituciones públicas en clave de mejora del entorno, pero existen muchas otras empresas e instituciones con su metodología y un objetivo claro. Medir. ¿Pero cual es el objetivo en el ámbito social?

Nos ayudará a "hacer pedagogía" interna y externa, fomentar la implicación de la organización además de aumentar el orgullo de pertenencia en la cadena de valor: yo formo parte de esta plantilla, yo soy proveedor de, yo escoge a esta empresa porque, yo vivo en esta ciudad que... etc. ¡Innegables, las ventajas!

2.     IMPACTO ECONÓMICO (en la empresa y también en el entorno).

Es posible aplicarlo pero no todo lo intangible es medible, ni hay que hacerlo de manera que paralice el funcionamiento de la compañia, tal como se comentó en un taller del que disfruté profundamente organizado en el marco de la 50 Jornada Corresponsables de Barcelona.

Es un tema abierto. Algunas organizaciones apuesta por “homogeneizar qué medir” (como nos comentó Global compact) por la necesidad de poder realizar ciertas comparaciones con los mismos parámetros. Es importante poder tener algún tipo de referencia pero creo que sobretodo en este caso el principal grupo de interés al que nos debemos dirigir es la propia empresa – y en concreto su dirección-porque la RSC es estratégica y por tanto es importante ajustar al máximo qué medir. Por tanto aunque en un futuro se establezcan unos indicadores generales, lo más importante es que la dirección se identifique con los que considere adecuados. 

Vamos a poner algunos ejemplos de medición de la RSC en clave económica:

Centrémonos en algunos grupos de interés.

Comencemos con el personal de la propia organización  Una buena política de RSC genera mejor entorno laboral , en consecuencia  bajada del absentismo, bajada de la rotación disminución de costes por selección y formación inicial, grado óptimo de productividad (la gente conoce, la gente domina el proceso y hace por la experiencia en la empresa) , etc... impacto claro en resultados económicos. Se utilizan las herramientas propias del Departamento de RRHH pero es aquí donde ya de nuevo entra en juego el trabajo en red con  otras áreas de la organización.

Desde luego hay bastante más, el grupo de interés “clientes” comprará más nuestros productos que tienen un alto valor añadido, hablarán de nosotros de manera positiva, consiguiendo ampliar nuestra cuota de mercado y además si somos inteligentes, nos ofrecerá propuestas de mejora que impactarán de nuevo en nuestros resultados, en coordinación con nuestros proveedores, ganando ellos más y mejorando a su vez en procesos. Sólo es una muestra....traducible a indicadores medibles, concretos, fáciles de actualizar, que entienda todo el mundo. 

3.       Sin embargo falta algo importante, un elemento nuevo en la RSC que no podemos olvidar:

      3. IMPACTO SOCIAL MEDIA

El ROI social (SROI)  se utilizaba para medir inicialmente  el retorno de la inversión en los medios sociales  pero creo que  el término "social" está adoptando un significado mucho más amplio,  hablamos de relación con nuestra sociedad  a través de los medios sociales, de nuestra implicación a nivel personal  como consumidores, trabajadores, prescriptores de una marca  (tal como comenté en el post "Somos sociales"). Es  innegable que los nuevos canales están cambiando las relaciones con nuestro entorno y están redefiniendo las empresas y su estrategia.

Estamos ya en la era de social media data. Un ejemplo claro: Hay una relación evidente  entre en pérdida de valor en bolsa o resultados económicos de una marca, el consumo y las redes sociales de BP o Coca-cola.

Dejo este estupendo cuadro descubierto en intersectionconsulting.com, empresa experta en social media de Canadá,donde se aprecia claramente el impacto “social” más allá de las redes sociales.

b2ap3_thumbnail_social-media-roi-500p.jpg

 

Concluyendo: Medir, sí. Pero teniendo claro por qué y para qué.

Todo el mundo conoce la frase  “si no comunicas no existes” pero dicho de otra manera “si no dices lo que haces el entorno no sabe que lo haces, y quieres evolucionar  en consenso, necesitas prescribir, implicar, ofrecer resultados  y normalizar para conseguir un cambio real basado en el win-win”   

 

 

Última modificación en
0

Comentarios

  • Sònia Yanguas
    Sònia Yanguas Viernes, 14 Marzo 2014

    Soy de la opinión de que para poder mostrar resultados y corregir estrategias o proyectos que en algún momento, todo se debe de medir, no sabes si vas por el buen camino si no tienes datos objetivos de retorno
    Si bien no debemos enajenarnos y obsesionarnos con la medición hasta tal punto que sea el objetivo de nuestro plan, sea de RSC o RRHH o .... La labor, la buena labor, de la medición es saber escoger aquellos indicadores objetivos que tras un análisis más o menos rápido nos den las respuestas a nuestras preguntas. Así que totalmente de acuerdo con tu post Imma.

  • Invitado
    Imma Pérez (NOTTOPIC) Viernes, 14 Marzo 2014

    Gracias Sonia! Como en todo, debe priorizar el sentido común o será contraproducente el resultado. El saber escoger es la mitad del éxito!
    Un abrazo
    Imma

Deja tu comentario

Invitado Domingo, 05 Julio 2020
logo nottopic

c. Antonio Machado.
08840 Viladecans (Barcelona)

M 664 848 947

Puedes contactar con nosotros por Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. o en redes.

twitter nottopic linked-in nottopic